Los reiterados hechos que se denuncian de corrupción en las instancias oficiales como en otros campos de la actividad nacional, compra de conciencias para apoyos gubernamentales, una contratación amañada y direccionada a favor de unos cuantos, transgresiones al estatuto penal sin sanción alguna , donde el mejor litigante es el vencimiento de términos como el principio de oportunidad, nos hace pensar con justa razón que estos últimos años en lo político administrativo han sido repugnantes, con algo más grave la inacción social frente al evidente maltrato que venimos padeciendo por parte de una clase dirigente y de algunos miembros del estamento político al tratársenos con un irrespeto permanente.

Imposible desconocer esta realidad sociopolitica que debilita la poca democracia que nos queda, con algo demasiado grave para el concepto de estado, la pérdida de confianza en las instituciones , llaménse las tres ramas del poder público.

Ahora bien, en un país como el nuestro donde la corruptela y las indelicadezas son noticias diarias, la gran sacrificada es la Política, todo por culpa de unos cuantos avivatos acostumbrados a actuar por las vías del atajo abusando de la confianza pública.

Frente a lo expuesto solo nos queda aunque ingenuamente decirle a esa clase corrupta , BASTA YA , que respeten a una sociedad sana y trabajadora del país, que no es cierto que lo de todos no es de nadie, pertenece al colectivo, razón para afirmar que el erario es intocable por unas sucias manos que desangran las arcas oficiales las que deberían ser destinadas para obras de desarrollo social , mitigar la hambruna de los niños de la guajira, evitar el cierre de los hospitales públicos, garantizar la enseñanza gratuita, presupuesto para las universidades oficiales, agua potable para las comunidades rurales y todas aquellas necesidades básicas insatisfechas de aisladas regiones abandonadas a su propia suerte y sólo visitadas por la época preelectoral.

Cuando una enfermedad no es tratada a su debido tiempo, las consecuencias serán graves, de allí que se sostenga que ese cáncer de la corrupción y del abuso de la función pública, si no es penalizado por los jueces competentes, se estaría permeando en el sentir popular la idea de la tolerancia, con incitaciones para su reiteración donde sale a relucir la frase que ” aquel que vive en la impunidad, vive en la legalidad”, significando que aquello que se le trata como impune, tarde o temprano va revistiéndose con mantos de legalidad, riesgo para el futuro del país.

Esta columna ha sido reiterativa en el tema de la corrupción , a sabiendas que no es más que un canto a la bandera, o en buen romance ” ladrándole a la luna”, pero cumplo con mi deber, como columnista de opinión.

ADENDA. Ha transcurrido un tiempo razonable para medir la gestión de los gobernantes territoriales, en el caso de Bogotá, la ciudad de todos la ciudadanía observa perpleja el progresivo aumento de la inseguridad ciudadana, el atraco callejero está a la vuelta de la esquina, la extorsión, como las bandas delincuenciales en los diferentes barrios y comunas de esta capital hacen de las suyas,el raponerismo aflora en las diferentes calles y avenidas, configurando un clima de excepcional gravedad y la perturbación de la vida cotidiana de la capital de la República.

Frente a ese desolador panorama de orden público, que respuestas darán tanto el alcalde como las autoridades policiales.

Momento de actuar, para no defraudar la copiosa votación con la que fue ungido jefe de la administración distrital.
Lo otro seria decepcionar esa confianza ciudadana, sin contar con la vergüenza del otrora parque nacional convertido en una cloaca desde hace varios meses, sin solución definitiva .

ADENDA DOS. Informan los medios de la captura del ex alcalde de Pereira del periódo anterior por actuaciones al margen de la ley durante su gestión de gobierno.

Que coloque las barbas en remojo como lo dice el adagio popular un ex alcalde de una vecina capital por su cuestionada administración.
Todo a su tiempo.

ADENDA TRES. En el estudio de constitucionalidad de la express reforma pensional obrará la Corte con la rigurosidad juŕdica como es su tarea misional ,¿o nos sorprenderá con novedosas tesis jurisprudenciales que no causen incomodidad alguna para el alto gobierno. ?

*Ex magistrado.

Visitas: 9