Estados Unidos pone condiciones para apoyar la paz en Colombia y exige más avances en la implementación del Acuerdo de Paz con las FARC, el cese al fuego con el ELN y el EMC, y la lucha contra el narcotráfico.

Inquietudes sobre el Acuerdo de Paz con las FARC

Bogotá, 15 de enero de 2024. El jueves pasado, el Consejo de Seguridad de la ONU recibió el informe trimestral sobre la implementación del Acuerdo de Paz firmado en 2016 entre el Gobierno de Colombia y las FARC. Durante la sesión, la delegación de Estados Unidos expresó varias inquietudes sobre el avance del proceso de paz, tanto con las FARC como con el ELN y la disidencia de las antiguas FARC, conocida como Estado Mayor Central (EMC).

La representante de Estados Unidos reconoció los esfuerzos de Colombia por cumplir con el Acuerdo de Paz, pero instó a acelerar la implementación de los aspectos pendientes, especialmente en materia de justicia transicional y lucha contra el narcotráfico. Asimismo, manifestó su preocupación por los retrasos en la emisión de las sentencias por parte de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), el tribunal encargado de juzgar los crímenes cometidos durante el conflicto armado.

“Observamos con preocupación los retrasos persistentes en la misión de estas sentencias y pedimos a todas las partes que hagan avances en este esfuerzo”, dijo la diplomática.

Dudas sobre los procesos de paz con el ELN y el EMC

Por otro lado, la delegación estadounidense también se refirió a los procesos de paz que se adelantan con el ELN y el EMC, dos grupos armados que aún no han depuesto las armas y que siguen siendo considerados como organizaciones terroristas por Estados Unidos.

Sobre el ELN, la representante de Estados Unidos dijo que, aunque se complacía de que el cese al fuego bilateral con esa guerrilla estuviera ayudando a reducir el conflicto, seguía preocupada por la capacidad limitada del mando del ELN para mantener ese alto el fuego en diferentes regiones. Según ella, esto ha significado un “limitado impacto humanitario” para las comunidades afectadas por la violencia.

Actualmente, el Gobierno Nacional y el ELN llevan un proceso de paz que está por iniciar su sexto ciclo de negociaciones, y un cese al fuego cuya prórroga está por decidirse.

Sobre el EMC, el discurso fue más duro. La delegada condicionó la ampliación del mandato de la Misión de Verificación de la ONU en Colombia para incluir el seguimiento del cese al fuego con esa disidencia de las FARC. Aunque hay una petición formal de Colombia para que la ONU haga ese trabajo de verificación con ese grupo armado, como ya lo hace con el ELN, el Consejo de Seguridad aún no ha aprobado esa tarea.

La representante de Estados Unidos dijo que, aunque sabía de los avances en el proceso con el EMC, necesitaba seguir monitoreando ese diálogo. “Vamos a seguir observando y pidiendo esfuerzos antes de considerar una posible ampliación del mandato de la misión para incluir el seguimiento del alto el fuego entre esa disidencia de las FARC y el Gobierno de Colombia”, dijo.

Y agregó: “A pesar de los avances en las negociaciones entre el gobierno y las FARC-EP, estos acuerdos todavía no tienen la madurez necesaria. Por eso esperamos que haya actualizaciones por parte del gobierno y del Representante Especial a medida que avancen las negociaciones”.

Visita del Consejo de Seguridad de la ONU a Colombia

En rueda de prensa, tras la presentación del informe, el representante especial del Secretario General de la ONU en Colombia, Carlos Ruiz Massieu, dijo que la duda no era si dar o no el aval de la ampliación del mandato, sino que el proceso con ese grupo armado debía ser más robusto. “No se mandó un mensaje en cuanto a duda del mandato de la Misión en general. Si no estaba focalizado precisamente en lo que decía antes que Estados Unidos, expresó que, a su juicio, los diálogos con el EMC, y el propio cese al fuego, todavía no están con la suficiente maduración para que el Consejo de Seguridad se involucre”, indicó.

El Consejo de Seguridad de la ONU también anunció que el próximo mes los representantes de los 15 países miembros harán una visita a Colombia para verificar la implementación del Acuerdo de Paz. Así lo dieron a conocer varios representantes durante la entrega del informe, que en general fue positivo sobre los avances logrados por Colombia en materia de paz.

Visitas: 1